-->

“¡Oiganlo, bien… este pueblo ya tiene dueños, es nuestro y aquí mandamos nosotros…!”, gritaban

- 17:29:00

Un muy duro informe de ONG de derechos humanos. La triste realidad es que el narco continúa imponiendo su ley en rincones del país. Allí, el mismo escenario de las ejecuciones, la libertad no está garantizada a nadie, puedes acabar de esclavo-sicario.

Juana y su esposo observaron aterrados como un grupo de gente armada se llevaba con violencia a sus vecinos. Hijos y esposos fueron sacados de sus casas en el pueblo de “Los Morros” en el estado de Guerrero en una especie de “leva” para llevárselos a fin de sumarlos como sicarios en la guerra que mantienen varios grupos delincuenciales en esa zona del país.

Junto con sus dos pequeñas hijas, una de 7 y otra de tres años, se escondieron , debajo de la cama. Son comer todo el día y la noche donde solo se escuchaban balazos, gritos, crepitar de techos de madera cuando se incendian.

“¡Oiganlo, bien… este pueblo ya tiene dueños, es nuestro y aquí mandamos nosotros…!”, gritaban a su paso los hombres armados, cuenta Juana recordando esos momento de terror que vivió con su familia.

Lograron salvarse, pero al otro día en la madrugada ese 15 de abril del 2019, se fugaron de su pueblo junto con otras 55 familias con rumbo a El Naranjo, , una comunidad cercana donde duermen en las canchas de futbol a la intemperie, sin dinero, sin comida, sin esperanzas.

Juana, su esposo y las 55 familias guerrerenses, son parte de las 8 mil 664 personas víctimas de desplazamiento forzado a causa de la violencia en México en 2019 donde se registraron al menos 28 episodios en ocho estados, 27 municipios y 61 localidades del país.

En total en el país se estiman un total de 346 mil 945 personas desplazadas internamente por la fuerza en México, sin contar las que se han registrado en esta pandemia, señala el informe “Episodios de Desplazamiento Interno Forzado Masivo en México” de la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos (CMDPDH).

Violencia generada por grupos armados organizados; “violencia política, conflictividad social y conflictos territoriales” y “violaciones de derechos humanos”, son las causas que generaron los desplazamientos forzados en el 2019.

Juana recuerda que durante toda esa noche se escucharon balazos y gritos de dolor. El grupo de gente armada quemó casas, robó pertenencias y se llevó a sus hombres.

“Eran escenas horribles, teníamos mucho miedo…aún hoy no podemos regresar a nuestras casas, y lo peor es que nos quedamos en las canchas de Filo de caballos, sin dinero, porque a mi esposo no le dan trabajo porque no tiene papeles, se quedaron allá en nuestra casa y nos discriminan porque somos desplazados…”, relata

Asevera que pidieron ayuda a los militares que se encuentran en esa zona. “No podemos hacer nada si no nos lo ordenan”, fue la respuesta que recibieron, comenta.

La vida de un desplazado es muy complicada, pues a las penurias y hambre que sufren por estar a “salto de mata”, se suma la discriminación, la indiferencia y la incertidumbre de no saber cuando pueden regresar a sus hogares.

“Nosotros tenemos nuestra casa, teníamos animalitos, queremos regresar, pero tenemos miedo de que nos maten o se lleven a mi esposo”, agrega

Por segundo año consecutivo la entidad federativa que registró la cifra más alta fue Guerrero, con cinco mil 28 personas desplazadas, lo que corresponde al 59.19% del total.

“Esta no es la manera de vivir, pedimos apoyo, no tenemos sustento, comida, no le quieren dar trabajo a mi esposo porque no tenemos documentos, porque somos desplazados y tienen miedo que les robemos, pedimos ayuda al gobierno, no podemos seguir viviendo así queremos regresar a nuestro pueblo…”, suplica

Los estados donde se registraron más episodios de desplazamiento por violencia fueron Chiapas, con nueve episodios; y Guerrero, con ocho.

Le sigue Oaxaca, con mi 71 personas desplazadas, lo que a su vez representa el 12.36% del total. Juntos, estos dos estados concentran más del 70% de personas desplazadas en los episodios de desplazamiento masivo registrados.

En tanto que el año pasado se registraron tres episodios que desplazaron a 1,000 o más personas, todos en el estado de Guerrero.

“El episodio con el mayor número de víctimas ocurrió en el municipio de Zirándaro, donde incursiones y enfrentamientos armados entre grupos delictivos causaron el desplazamiento de alrededor de mil 500 personas de diversas comunidades”, establece el informe.

Así, 16 de los 28 episodios fueron causados por violencia generada por grupos armados organizados (57.14% del total). Estos episodios ocurrieron en Chihuahua, Durango, Guerrero, Michoacán, Sinaloa y Tamaulipas.

En tanto, 11 de los 28 episodios fueron causados por violencia política, conflictividad social y conflictos territoriales (39.29% del total). Estos episodios se llevaron a cabo en Chiapas y Oaxaca, y al menos nueve de ellos afectaron a población indígena.

De las 8 mil 664 personas desplazadas internamente en 2019, casi el 20 % de ellas , es decir, mil 1,658 se desplazaron a causa de violencia política, conflictividad social y conflictos territoriales.

Mientras que uno de los 28 episodios registrados en 2019 fue causado por violaciones de derechos humanos (3.57% del total). Este episodio ocurrió en Chiapas y desplazó a 81 personas.

La CMDPDH advierte que entre las causas de desplazamiento en los últimos tres años, destaca que la violencia generada por grupos armados organizados ha generado un total de 24,313 nuevos desplazamientos de personas, entre 2017 y 2019, con 13 episodios.

En tanto que a violencia política, la conflictividad social y los conflictos territoriales han generado 15,921 nuevos desplazamientos en el mismo periodo.

 

Start typing and press Enter to search